La historia del ser humano ha sido escrita por su capacidad de adaptación al medio que le rodeaba y como, en esa adaptación, ha sido capaz de encontrar la motivación para mejorar su condición de vida. En el principio de los tiempos, el hombre prehistórico necesito cobijo y calor, en lo primero se apaño con lp que encontró pero en el camino se topo con el fuego. Luego abandonó el contexto que conocí y se hizo nómada, para lo que se hizo necesaria la rueda, para facilitar la movilidad. Posteriormente, el ser humano fue consciente de sí mismo y de su capacidad comunicativa así que se dio el desarrollo de la escritura. De la mano de ella, y para su generalización llegó la imprenta que fue un primer paso para la revolución cultural e industrial. A día de hoy estamos viviendo otro de esos hitos históricos gracias a los adelantos tecnológicos con qué contamos. Gracias a las capacidades informáticas a nuestra disposición, la digitalización está siendo un fenómeno que alcanza todos los ámbitos. Como veremos a continuación, el de las personas que realizan el Curso de Técnico Superior en Anatomía Patológica en Madrid, por ejemplo, no es ninguna excepción al respecto.

Como ya sabéis los que conocéis este blog de ITEP, tratamos de repasar las disciplinas de las que consta nuestro catálogo formativo. La del Técnico Superior en Anatomía Patológica es una recién llegada a nuestras aulas, pero no dejamos de aprender lo necesaria e importante que es en el sistema sanitario actual, tal y como ha demostrado la crisis de la COVID-19. La necesidad de reducir cada muestra a un dictamen argumentado y comprobado es una responsabilidad apoyada en la formación del profesional y en la calidad de los equipamientos con qué cuente. Por eso el proceso de digitalización que está en marcha es tan importante.

Gracias a la estrecha colaboración entre gigantes como son Dedalus y Telefónica, se planea la completa digitalización de la gran mayoría de servicios de esta disciplina del sistema sanitario español, ya sean en hospitales u organizaciones médicas. Este proceso pasa por desechar la filosofía analógica y enclavada en un sitio físico fijo de esta disciplina. Para eso se pretende crear una plataforma accesible desde cualquier dispositivo y desde cualquier lugar. Esta plataforma no solo contaría con una interfaz visual que pueda asistir al técnico en el desempeño de su trabajo, sino también con soluciones de inteligencia artificial que pueda aligerar la toma de decisiones.

Este proceso logra dotar de acceso total a los profesionales a las muestras y las pruebas realizadas para su correcta gestión, sea cual sea el emplazamiento del trabajador y garantizando la movilidad de la comunicación casi instantánea entre el servicio de anatomía patológica y los equipos médicos que requieran los resultados. Todo ello permitiendo el almacenaje de todas las pruebas realizadas y su acceso instantáneo en los casos activos y estando disponibles durante un tiempo estimado de casi un año en el caso de que esos resultados archivados tengan que ser consultados o puedan ser usado en estudios posteriores.

Como decíamos al principio de este texto, la revolución tecnológica que está posibilitando digitalizaciones de este tipo es un gran hito histórico. Sin embargo, en disciplinas como la que nos ocupa, el elemento humano es fundamental. Ello, eleva la responsabilidad del Técnico Superior en Anatomía Patológica a un alto nivel y, por ende, hace necesaria una formación del profesional completa y sólida. En ITEP recogemos ese guante y buscamos la manera, aún en la nueva normalidad que nos ocupa, de formar a la generaciones presentes y futuras de la disciplina mediante un método que equipare la teoría y la práctica en la preparación de estos profesionales.